martes, 10 de febrero de 2015

Historia de Dos: Un nuevo reto lleno de color

Hay quien dice que quienes hacemos scrap dejamos de socializar. Desde luego este no es mi caso. Desde que me introduje en este mundo paso más horas con mi familia pues ellos son mis principales "clientes".

De nuevo había que celebrar el amor, ahora ya dos años de relación de mi sobrina con su pareja. Un momento ideal para compartir con ella mientras elegíamos papeles, se decidía por las estructuras o venía a casa para darle su toque personal escribiendo solo lo que entre dos se entiende.

Horas de papeles mezclados con conversación que hacen que conozca como son los niños que dejaron de serlo.

Además Verónica me dio la oportunidad de retarme y poder trabajar con colores vivos (la colección Print Shop de Studio Calico que conseguí por solo diez euros y pico en Mi Tienda de Arte) y optar por un estilo que me da mucho miedo, en el "lado oscuro" me siento más segura.

Ella quería una encuadernación con lomo, estructura desde cero y combinar este diseño con una colección colorida y un estilo más moderno se me hacía más difícil. Opté por usar encuadernación de acordeón, pero deseché la idea de usar un lomo rígido y preferí usar cartón corrugado para que el resultado fuera menos sobrio. Eso sí, antes reforcé el acordeón con una cartulina de gramaje alto que asegurara la perdurabilidad del álbum.

No quería un álbum desestructurado, pero finalmente yo me tomé la licencia de jugar con el ancho de las páginas, usé dos medidas: 9 x 8.5 y 9x7 pulgadas. Pensé que así sería más dinámico y podría romper un poco más la rigidez de este tipo de encuadernación.

Usé cartulina doble para hacer las páginas y solo dejé un bolsillo abierto en la última para que ella depositara ahí sus secretos.

Por lo demás, jugar a crear escondites, algo que me encanta, y poca decoración, quizás demasiado poca, pero insegura como me sentía en este nuevo terreno preferí no pecar de osada. Y no pude resistirme a usar tela de saco, entre tanto color creo que da un toque de calidez que me encanta.

Tenía la Portrait en casa desde hacía diez días y sí, sin abrir, en su caja. Y es que creo que estoy curada de las compras compulsivas. El día antes (yo creo que me pone trabajar contra reloj) y gracias a la ayuda de Nanci, que generosamente me ayudó con acento cantarín, puede arrancar la máquina (cómo iba a hacerlo si había puesto la cuchilla al revés y con su porta cuchillas puesto, con un par, a lo grande) y además me dio las nociones básicas para poder cortar las palabras que había escogido mi sobrina y también aportó la solución a la portada. Me enseñó a hacer un contorno para que las letras no se perdieran entre un papel que también contaba con palabras estampadas.

Y así concluyó este álbum en el que me sumergí en amarillos, fucsias, azules...un arco iris que lejos de deslumbrarme me divirtió.









Si quieres ver el interior puedes hacerlo aquí


Hasta la próxima




1 comentario :

  1. Son tan jóvenes y bonitos los protagonistas... y esos papeles so tan alegres que quedan de cine para sus fotos. Creo que se te dan bien los papeles de color: Pásate al lado de la luz y del color (lo dejamos aquí, sin el estribillo de la cancioncilla).Pues te quedó chulísimo el álbumy seguro que tu sobrina y su novio estarán encantados.
    La portada te tiene que haber costado bastante. Ya me explicarás cómo has hecho el marco, pues lo veo muy complicado.
    La historia de la cuchilla, pensaba guardarla en secreto entre nosotras, jejejeje (las prisas son malas consejeras).
    Cuando tengas tiempo, te daré unas indicaciones muy útiles y te comentaré un par de técnicas para que saques más partido a la máquina y consigas resultados todavía mejores.
    Besos y ya sabes que aquí estoy con mi acento cantarín o con mi tecleo lento para lo que necesites.
    Nanci

    ResponderEliminar

Design: WS
Tiempo y Lugar © 2016.
Back to top